Sólo tres autonomías están abiertamente a favor de prorrogar la jubilación LOE0

Lectures (7242) 11/02/2010, 08:45  |  Magisnet. Pablo Rovira  |  Etiquetes: #LOE, #Jubilacions,

Tan sólo tres autonomías se han mostrado abiertamente partidarias de prorrogar la jubilación LOE más allá de 2011. El resto, prefieren esperar a que el Ministerio de Educación, a quien compete ampliar la jubilación anticipada y voluntaria, mueva ficha o, simplemente, han dado la callada por respuesta. Mientras, todas las organizaciones sindicales ya han comenzado sus campañas de presión para que el Ministerio prorrogue esta opción laboral vigente desde 1991.

La Comunitat Valenciana, La Rioja y Castilla-La Mancha han mostrado su respaldo a la prórroga. La Conselleria valenciana quiere trasladar la petición de prórroga al Ministerio. Lo único que falta por definir es que Valencia ponga fecha a esta petición. Por su parte, en La Rioja, “tanto el consejero como los directores generales son partidarios de prorrogar la jubilación LOE”, según fuentes oficiales. Eso sí, se trata más de una postura personal, porque “todos son profesores”, que la respuesta oficial de la Consejería, la cual también espera la propuesta del Ministerio. “Particularmente en Educación Infantil y Primaria, el docente tiene que participar de la actividad del niño, tanto fuera como dentro de clase. Y a cierta edad se hace más duro y la distancia generacional entre docente y discente es mayor”, apuntan desde La Rioja. También Castilla-La Mancha es “favorable a que se pueda prorroga la previsión de jubilación que contiene la LOE”. La Consejería castellano-manchega circunscribe, eso sí, la posible prórroga “en el marco del Pacto social y político por la Educación, o de un posible Estatuto de la Función Pública Docente”.

Es justamente en este contexto en el que se espera la propuesta ministerial o, más bien, al que acude el Ministerio para hablar de la prórroga de la jubilación LOE. Fuentes ministeriales señalaban a MAGISTERIO hace dos semanas que para ampliar la jubilación LOE había que modificar la LOE y “el Gobierno no va a modificarla por iniciativa propia, sino sólo a través del consenso con el PP, así que alcanzar el Pacto es la mejor oportunidad para prorrogar la jubilación anticipada”. Además, aunque el Pacto político no llegue a tal nivel de concreción, sindicatos y Ministerio tienen por delante la negociación del Estatuto Docente que es, en cualquier caso, donde se verá reflejada la carrera docente.

Por eso, comunidades como Navarra, a pesar de ser “prudentes” a la hora de pedir una prórroga, ya que “se desconoce la propuesta” del Ministerio, valoran muy positivamente el resultado de estos 20 años de jubilación LOE, que “han supuesto un importante rejuvenecimiento de las plantillas y han posibilitado que un buen número de jóvenes titulados hayan podido acceder a la docencia en las plazas que dejaban vacantes profesores jubilados tras un importante número de años de servicio”. Tanto es así que en esta comunidad, los docentes que con 60 años no cumplen los requisitos LOE, también perciben estas gratificaciones por jubilación anticipada voluntaria “en iguales condiciones”.

Más ambigua se muestra Aragón al señalar que “nuestra comunidad llevó como propuesta al Pacto por la Educación la defensa de todas aquellas medidas que apoyen a los docentes” con el sobreentendido, pero sin especificar, de que entre esas medidas se incluye la jubilación LOE.

Es, de alguna manera, comprensible el apoyo de algunas comunidades autónomas a prorrogar la jubilación LOE y, por otro, el silencio y la prudencia en espera de la respuesta del Ministerio. Sólo en el caso de mostrarse contrarias tendrían algo que perder, que es la oposición frontal de un profesorado que después de 20 años de vigencia lo considera un derecho adquirido. Además, nadie piensa asumir el coste político que acarrea adoptar medidas impopulares cuando la responsabilidad final corresponde al Ministerio.

Y es que la jubilación LOE es rentable económicamente a las autonomías. Sustituye a un profesor que cobra antigüedad por otro que no la cobra y, además, rejuvenece su plantilla con personal más proclive al cambio tecnológico y plurilingüe al que se dirige la escuela de hoy en día. A cambio, abona una gratificación que únicamente en el caso del País Vasco es notablemente jugosa. De esta manera, aligera, modestamente, eso sí, su Capítulo I, y el sobrecoste salarial pasa al régimen de clases pasivas, que ya corresponde al Estado.

Sin embargo, hay dos circunstancias que juegan en contra de la prórroga de la jubilación LOE: la intención del Gobierno de ampliar la edad de la jubilación hasta los 67 años dentro del paquete de medidas anticrisis y las recomendaciones internacionales de aprovechar la experiencia de los docentes ‘veteranos’.

Desde el Ministerio insisten en que “el debate sobre la edad general de jubilación no excluye que puedan existir propuestas específicas para colectivos sectoriales como el docente”. Sin embargo, el ministro de Educación, Ángel Gabilondo, declaró el pasado lunes 1 de febrero a la SER que es partidario de que “no haya jubilaciones anticipadas” y recordó que “los profesores se jubilan a los 70 años en la Universidad”. Cierto es que la respuesta giraba en torno al debate de los 67 años y que remitió al Estatuto Docente, pero es evidente que la propuesta de ampliar la edad general de jubilación puede jugar en contra de la prórroga de la jubilación LOE. En cualquier caso, desde el Ministerio recuerdan que “la propuesta del Gobierno (sobre la edad de la jubilación) no es para hoy”. En cambio, la jubilación LOE terminará en 2011.

De esta manera, mientras se espera a que el Ministerio concrete su propuesta, ya sea fruto del Pacto por la Educación con el PP ya sea al retomar la negociación del Estatuto Docente, los sindicatos han iniciado todos su campaña en defensa de la jubilación LOE. Así, FETE-UGT pedirá el próximo 17 de febrero en cada una de las comunidades autónomas su apoyo a la prórroga.

Para Vicent Esteve (STES), “es cierto que las medidas anunciadas por el Gobierno son un jarro de agua fría sobre la jubilación LOE, pero ésta es un clamor en los centros. Por eso, si el Ministerio se alinea con el Gobierno en este sentido y no defiende esta particularidad laboral del sector docente, habrá una batalla sindical. El Ministerio tiene que pensar que, tal y como se está viviendo hoy en día la profesión, nadie ve a un docente de Infantil en clase a los 67 años”.

Sólo hay que ver la tabla que figura sobre estas líneas para ver el éxito de la jubilación LOE. Cómo los docentes de más de 60 años en activo representan apenas un 3% de las plantillas, mientras los maestros de la cincuentena son un 28,3%. Y este salto no se debe, precisamente, a ninguna catástrofe demográfica pasada. Tanto es así que una de las mejoras laborales que gana más terreno en las autonomías (vigente por ejemplo en Murcia o Castilla y León) es la reducción de jornada para mayores de 55 años.

Por ahora pasa inadvertida otra de las circunstancias citadas que pueden afectar a la jubilación LOE –y que sólo se apunta desde la Consejería gallega– que consiste en que “a esa edad la mayoría de los docentes están profesionalmente en la etapa de mayor experiencia”. De hecho, la propia Comisión Europea ya recomendó, en una comunicación sobre La calidad de la formación del profesorado de 2007, que “cada vez será más necesario convencer a los profesores experimentados de que continúen enseñando en vez de jubilarse anticipadamente”. Así, planteaba que estos docentes experimentados se convirtieran en tutores de los nuevos que se enfrentan a una profesión “cada vez más compleja”. Y quizás ahí, con o sin jubilación LOE, se pueda encontrar el equilibrio: docentes sénior liberados de la carga lectiva pero aún ligados a la escuela como tutores de otros.

La jubilación en Europa

–Comparativa europea

El sindicato FETE-UGT ha realizado un estudio sobre la jubilación docente en otros países europeos según el informe de Eurydice sobre Las cifras clave de la Educación en Europa, edición 2009.

–65 años... o menos

Dicho informe señala que hay 14 países que contemplan como edad de jubilación los 65 años, entre los que está España. En Noruega, la edad de jubilación es a los 67. Por contra, hay 15 países en los que la edad de jubilación es inferior a los 65 años. En Francia, Finlandia y Portugal, los docentes se jubilan a los 60 años.

–Con jubilación anticipada

En muchos países europeos el docente se puede jubilar anticipadamente. Con 30 años de servicio y 60 años de edad lo puede hacer en Bélgica, Dinamarca, Irlanda, Francia, Grecia, España, Luxemburgo, Hungría (las mujeres, con 57 años), Austria, Islandia, Liechtenstein. En Alemania, con 63 años y en Noruega, con 62, ambas trabajando 30 años. En algunos países, la legislación establece que las mujeres pueden jubilarse antes que los hombres.

–Sin jubilación anticipada

En los siguientes países: Bulgaria, Estonia, Italia, Chipre, Letonia, Lituania, Eslovaquia, Finlandia, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, República Checa, Suecia y Reino Unido no existe la jubilación anticipada.

–Si puedo, me jubilo

En general, en los países de los que se disponen datos, la mayor parte de los profesores, sean de Educación Primaria o Secundaria, se jubilan en cuanto tienen la oportunidad de hacerlo. No obstante, en Dinamarca, Alemania, Irlanda, Rumanía y Eslovenia , un número significativo de profesores siguen en activo una vez pasada la edad mínima de jubilación.

La jubilación LOE será clave para el éxito del Estatuto

La inclusión de la prórroga de la jubilación LOE aporta al Ministerio una gran baza negociadora de cara al Estatuto Docente. “Es una medida de presión para los sindicatos. Puede ser una baza del Ministerio que habrá que sopesar dentro de todo el conjunto de medidas recogidas en el Estatuto”, señala Vicent Esteve. Es obvio que será difícil para cualquier organización no firmar un documento que incluya la jubilación LOE y eso va en beneficio del modelo de carrera profesional que proponga el Ministerio. Pero también en versión contraria. Es decir, los sindicatos consideran que “es irrenunciable”, por lo que el Ministerio tendrá que incluir la jubilación LOE si desea alcanzar algún consenso con el Estatuto.

Como afirma Nicolás Fernández (ANPE), “no es un privilegio y estoy seguro de que el Ministerio es sensible para prorrogar la jubilación LOE; otra cosa es lo que plantee el Ministerio de Hacienda”. También los sindicatos, señala ANPE, “somos sensibles a la situación actual. Así, al igual que admitimos flexibilidad de plazos para desarrollar la carrera profesional, el Ministerio debe ser flexible con la finalización de la jubilación LOE. Puede ser, por tanto, un buen punto de partida, prorrogar la jubilación anticipada durante el plazo que dure el desarrollo del Estatuto”.

De hecho, recuerda Miguel Ángel Vera (FE-CCOO-PV), “el derecho a jubilarse anticipadamente y de manera voluntaria es una posibilidad para cualquier funcionario”. Y también el contrario, como recuerdan desde la Consejería de Galicia: “el presidente del Partido Popular, en su etapa en el Gobierno, reguló la jubilación, con carácter voluntario, a los 70 años, precisamente para aprovechar estos excelentes recursos humanos que voluntariamente quieran continuar dando clase”.


facebook twitter enllaçar comentar


Tornar a la pàgina d'inici

Comentaris

Sense comentaris.

Afegir comentari

S'ha d'estar connectat per publicar un comentari.

Espai Personal Wiki Suport Twitter Facebook Youtube
Qui som què fem

Contacta'ns

Pots contactar amb nosaltres a la seu central o a qualsevol de les nostres seus territorials

Utilitzeu el Servei d'Atenció al Professorat per a consultes.

Política de privacitat i avís legal