El Defensor del Pueblo recomienda anular la sanción de 2 días de expulsión a un alumno0

Lectures (1178) 02/03/2011, 09:51  |  Diario de Navarra. DN/TUDELA

El Defensor del Pueblo recomienda anular la sanción de 2 días de expulsión a un alumno del instituto Valle del Ebro de Tudela. La decisión ha generado polémica y los profesores están "indignados"

Imagínese a un grupo de estudiantes en el patio de un instituto a la hora del almuerzo y, junto a ellos, un papel en el suelo. Esta situación que hasta cierto punto puede parecer habitual ha desembocado en una agria polémica después de que el Defensor del Pueblo de Navarra, Francisco Javier Enériz, emitiera una resolución en la que recomienda revocar una sanción impuesta por el instituto Valle del Ebro a un alumno.

El tema se remonta al 20 de diciembre de 2010. Ese día, y según la queja enviada al Defensor por la madre, un grupo de estudiantes se encontraba en el patio de este centro. Un profesor se acercó, vio una bola de papel en el suelo y le dijo a uno de los alumnos que la recogiera. El relato de la madre añade que su hijo le enseñó el papel de su almuerzo en la mano y no la recogió.

A partir de ahí, la situación se complicó. El profesor lo llevó a la jefa de estudios, que, según continúa la madre, le dijo que por no acatar la orden del profesor tenía que barrer todo el patio.

El joven preguntó si se podía negar y desde el centro llamaron a su madre, que le preguntó a su hijo si había faltado al respeto del profesor. Ante la negativa de éste, no le dio permiso para que barriera porque no había tirado el papel.

Dos días de expulsión

Todo acabó con un parte que calificaba la actitud del alumno de conducta gravemente perjudicial para la convivencia, que conllevaba dos días de expulsión del centro que el joven cumplió.

El departamento de Educación defendió la actuación del instituto por ajustarse a un Decreto Foral y dijo que la madre no presentó en plazo la reclamación.

Ante esta situación, el Defensor del Pueblo señala que el informe de Educación se centra en temas de tramitación, pero no entra en el fondo de la queja, que es la calificación de la actitud del alumno como gravemente perturbadora de la convivencia del centro.

Enériz considera que una discrepancia entre alumno y profesor -sobre si tiró él el papel o no-, que no tuvo trascendencia al exterior y se desarrolló de forma educada y pacífica, "no puede considerarse una grave alteración de la convivencia del centro". Por este motivo, considera "desproporcionada" la sanción y recomienda a Educación que la revoque.

Esta decisión ha generado disparidad de opiniones. Por un lado, el claustro de profesores del instituto afirmó estar "indignado" con la resolución, defendió la actuación del centro y advirtió de que puede traer consecuencias negativas. "Deja la puerta abierta a desautorizar al profesor", señalaron.

Por ahora, la madre del estudiantes prefiere no hacer declaraciones, aunque sí pidió a la gente que se informe bien sobre el tema antes de emitir opiniones.


facebook twitter enllaçar comentar


Tornar a la pàgina d'inici

Comentaris

Sense comentaris.

Afegir comentari

S'ha d'estar connectat per publicar un comentari.

Espai Personal Wiki Suport Twitter Facebook Youtube
Qui som què fem

Contacta'ns

Pots contactar amb nosaltres a la seu central o a qualsevol de les nostres seus territorials

Utilitzeu el Servei d'Atenció al Professorat per a consultes.

Política de privacitat i avís legal